Trato de venta

¿Qué debo revisar al comprar un auto usado?

Cuando estamos buscando opciones para cambiar nuestro modelo de auto o adquirir un nuevo auto, hay varias recomendaciones que a continuación te daremos para que tomes en cuenta.

El exterior del vehículo

Entre los primeros factores en el que debemos de fijarnos es en el estado de la carrocería. Esta debe ser “normal”, es decir, debe de estar completa y sin imperfecciones para que sientas una sensación de buena compra. El ver un auto sin problemas en la carrocería te hará pensar que el dueño anterior es muy precavido o tiene el coche en óptimas condiciones.

Un buen indicativo de que el coche ha sufrido percances es la pintura mal trabajada. Checar a contraluz que no haya cambios de tonalidad en distintas zonas del vehículo y así no sentirse estafado.
Pregunte por la cotización de seguros para autos que el anterior dueño tiene para saber si sufrió daños hasta el presente.

Revisa si el auto no está descuadrado

Checa los espacios que hay entre cada lado de la fascia y la salpicadera. Cuando estos son diferentes es prueba inequívoca que el auto cuenta con un golpe reparado, que posiblemente descuadró (aunque sea poco) el alma y fue enderezado.
La cotización de seguros para autos que buscarás se podría inflar mucho si tienes un auto con esta característica. Ya que por más pueda sonar convincente la oferta este auto deja de ser seguro para las aseguradoras, por lo que el precio podría inflarse mucho.
Tampoco olvides revisar por debajo de las salpicaderas y verificar que no existan arrugas en los bastidores, los puntos de unión de los amortiguadores y la suspensión.

Ten en cuenta la corrosión por tiempo

En vehículos mayores a 10 años la corrosión es un factor para considerar. En estos autos, los hules de los marcos de las puertas, cajuela y vidrios comienzan a resquebrajarse, permitiendo el paso del agua y alojándola en el interior de la carrocería.
Revisa la parte inferior de los estribos y postes de las puertas, debajo de la alfombra en la cajuela, y que las zonas aledañas al desagüe del motor no presenten puntos de oxidación.
Estos factores podrían hacer decaer el valor y al auto mismo mucho. Normalmente si el desagüe está tapado, el líquido se filtrará hacia la cabina, desde la zona más cercana a los pedales. Los cambios de tonalidad en la alfombra en esta zona, o el endurecimiento pueden revelar este problema.

No olvides llevarlo con tu mecánico de confianza

La revisión mecánica nunca debe faltar. Puedes pedir que tu mecánico de confianza haga una revisión para saber que todo marcha bien. Si esto no es posible, podrías detectar ciertos problemas de la siguiente manera.
Al encender un automóvil por la mañana, este expedirá vapor de agua por el escape de manera normal; sin embargo, los gases por el escape cuando el auto ya está caliente no son un buen signo.

El humo blanco cuando el auto está caliente, y en marcha, nos indican que hace falta cambio de sellos y empaques o hasta el reemplazo de los anillos del motor. Este gasto en reparación podría superar hasta la mitad del precio total.
Otro buen indicativo es ver si hay presencia de humo negro al tener el coche en marcha. El humo negro es indicativo que el vehículo está quemando mal la gasolina por falta de afinación, o por sensores e inyectores tapados, mientras que el humo azul, el peor de todos, indica que el motor debe bajarse para rectificarlo.

No olvides que, si piensas adquirir un coche en México, es obligación de cada conductor contar con un seguro para autos si deseas circular con él. Busca entre varias agencias la cotización de seguros para autos que más te convenza, hoy en día hay mucha variedad y se adapta a cualquier vehículo.

Piensa más ecológico y busca uno de los vehículos con bajas emisiones